martes, 29 de abril de 2014

Cinco recetas sanas, ligeras y perfectas para combatir la celulitis

  • Te contamos por qué tipo de alimentos apostar a la hora de prevenirla o reducirla de forma considerable
Ya sabemos que, cuando se trata de ‘luchar’ contra la celulitis, no hay milagros que valgan. Sin embargo, a pesar del componente genético (que, lógicamente, existe), también es cierto que siguiendo una serie de rutinas, la celulitis puede prevenirse o, una vez ha aparecido, reducirse considerablemente. La receta nada ‘mágica’: una combinación de ejercicio físico periódico + cosmética anticelulítica aplicada de forma diaria + una alimentación saludable. Y dado que ésta es una sección de ‘Nutrición’ queremos centrarnos hoy en ese último vértice del triángulo, esto es, lo relativo a la dieta.

Para ello contamos con la ayuda del Álex Pérez, nutricionista de los centros deportivos ‘Go Fit’. No te pierdas sus consejos a la hora de llenar la cesta de la compra, ni las sabrosas recetas que nos propone:
Los alimentos ricos en vitamina C son excelentes para combatir la celulitis. Impulsan los niveles de colágeno de la piel, mejoran la elasticidad y mantienen la piel firme y tirante.

Las frutas, como las bayas, el melón, el pomelo, la naranja o la piña ayudan a prevenir o erradicar la celulitis. El melón tiene un 94,6% de agua y el pomelo contiene vitaminas C, B y A, además de contener 43 calorías y ser un alimento adelgazante y reductor de apetito.

En cuanto a las verduras, las espinacas, el brócoli, la cebolla, la zanahoria, la remolacha y el aguacate son ideales para introducirlas en nuestra rutina alimentaria.

Las legumbres, también son recomendables así como los cereales integrales, el pescado azul y los frutos secos (como las nueces o almendras).

Además, beber abundante agua, controlar el uso de la sal y no abusar de lasbebidas alcohólicas serán también pautas a seguir.

La cafeína, las carnes grasas y la bollería son también otros productos a evitar.

ALGUNAS RECETAS

-Salteado de verduras:
Ingredientes: 2 cebollas, 2 calabacines, 2 zanahorias, 1 pimiento rojo, 1 pimiento verde, aceite y una pizca de sal.

Elaboración: Cortamos todas las verduras en juliana. Las salteamos en una sartén con un poco de aceite. Salamos un poquito, servimos y le añadimos unos brotes de soja o alfalfa por encima.

-Ensalada de manzana y nueces:

Ingredientes: 200 gramos de lechuga variada, 1 manzana, 50 gramos de nueces peladas, 1 limón, semillas sésamo, aceite de oliva y vinagre de Módena.

Elaboración: Cortamos la manzana en láminas finas y rociamos con unas gotas de limón para que no se oxide. Picamos las nueces. Mezclamos con el resto de ingredientes y aliñamos con el aceite y vinagre. Finalmente añadimos las semillas de sésamo por encima.

-Pollo rápido

Ingredientes: 4 pechugas de pollo, 1 limón, 2 rodajas de piña natural, sal y pimienta.

Elaboración: Lavamos y cortamos el limón en rodajas, colocándolas en el fondo de un recipiente apto para microondas. Aliñamos las pechugas con sal y pimienta y las ponemos encima. Colocamos las dos rodajas de piña natural sobre las pechugas. Cocinamos en el microondas durante 7-10 minutos a máxima potencia. Damos la vuelta y las cocinamos durante 3-5 minutos más.

-Lubina con verduras

Ingredientes: 2 lubinas de 500 gramos, 8 espárragos trigueros, 1 puerro, 1 pimiento rojo, aceite y sal.

Elaboración: Salpimentamos ligeramente la lubina y la ponemos en la plancha, sólo por la parte exterior. Paralelamente salteamos ligeramente las verduras, cortadas en juliana. Introducimos las verduras en su interior y horneamos durante 5-10 minutos.

-Naranja con nuez y canela

Ingredientes: 2 naranjas grandes, 40 gramos de nueces peladas y canela.

Elaboración: Pelamos las naranjas, eliminando al máximo todos los restos blancos. La cortamos en rodajas y la colocamos en los platos. Espolvoreamos la canela molida y añadimos un poco de nuez picada por encima de cada rodaja.




Fuente: Hola

¿Quién controla tu calidad de vida?

  • Vivir una vida sana y envejecer con calidad solo depende de nosotros. Claves para comenzar a descansar, alimentarnos y ejercitar nuestro cuerpo, para cambiar nuestra pesada rutina.
Todos los días son agotadores. Te acostaste tarde porque te quedaste mirando la entrega de los Oscar. La noche fue larga y te despertaste varias veces. Te levantás. Arrancás el día cansado. Un desayuno rápido –si es que te da el tiempo– y salís al mundo. La calle te invade de ruidos, bocinas, gente que se mueve a distintas velocidades, ¿me toca pasar a mí o a él? ¿ese auto doblará? ¿el amarillo es para parar o avanzar? Llegás a tu destino: papeles, llamados, charlas y café –quizás un té o mate–. Tenés hambre y lo único que hay para comer son medialunas: prometemos comer una pero siempre son más. Llegó el mediodía. No trajiste nada de casa para comer, entonces pedís algo en el bar de la esquina, o tenés un almuerzo en un restaurante: panera y papas fritas, gaseosa y postre. Volvés al trabajo, te asalta una necesidad imperiosa de una reparadora siesta. ¡Imposible!, tenés que seguir produciendo. Por fin llegó el final del día laboral: el regreso es similar al viaje de la mañana, pero con la gente que te rodea mucho menos tolerante.
Llegás a casa, por fin. Los chicos te piden ayuda con los deberes, tu matrimonio depende de si funciona o no el lavarropas. El perro ladra. Una buena copa de vino, quizás cerveza para relajar. Ponés el noticiero y ahora esperás poder distraer la mente, pero se te dispara la presión por las noticias que encontrás en todos los canales. Apagás la caja boba y te conectás a la computadora: un poco de Candy Crush o compartir fotos de amigos en Facebook. Se hizo tarde, ya estás agotado. Mañana será otro día.

¿Podremos aguantar 80 años a este ritmo? Hoy, cuando nacemos, tenemos una esperanza de vida (el número promedio para quienes nacen en el mismo período, en la Argentina) de 73,9 años para los hombres y 80,54 para las mujeres. El cuerpo que tenemos nos va a tener que acompañar muchos años, pero ¿cómo hacemos para que llegue en buen estado?

Una tendencia mundial asoma desde hace varios años: la de encarar una vida sana que nos permita encontrar un equilibrio entre nuestras obligaciones, un mundo complejo y nuestro futuro.

Fuente: infonews.com

sábado, 26 de abril de 2014

Los efectos positivos de la cerveza en la salud de las mujeres

  • Los ingredientes naturales con los que se fabrica, aportan varios beneficios para nuestra salud, en distintas e importantes etapas de nuestras vidas.
Así se afirma en el libro “Mujer, ginecología y cerveza” recientemente editado por la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia. Algunas de las etapas en las que podremos disfrutar de sus beneficios son la el embarazo, la lactancia, la menopausaia y la vejez.

Según informó el Doctor de Ginecología de la Universidad Autónoma de Madrid, Tirso Pérez Medina a Europa Press, “la cerveza es una bebida natural y con bajo contenido de calorías, escaso contenido de alcohol y sin grasas ni azúcares. Por el contrario, posee una cantidad importante, de hidratos de carbono, vitaminas y proteínas; por lo que su consumo moderado es beneficioso para la salud humana dentro de una dieta equilibrada”.

Desde ya que no se trata de beber cerveza continuamente, sino de los beneficios que esta nos aporta si la bebemos con moderación en diferentes etapas de nuestra vida. Una de ellas es la menopausia, etapa en la que baja nuestro nivel de estrógenos, he aquí cuando los antioxidantes cobran especial importancia debido a las fibras yfitoestrógenos naturales que posee.

El embarazo
Son varias las ventajas que nos aporta durante y pos embarazo. Una de ellas es gracias al ácido fólico, que se encuentra presente en la cerveza y que contribuye a la regeneración de las células y a un correcto desarrollo del sistema nervioso. Como vemos nos trae varios beneficios, pero debemos consumirla, obviamente, sin alcohol.

Si le sumamos los antioxidantes naturales y su aporte a combatirenfermedades cardiovasculares, concluimos, de acuerdo al estudio, que la cerveza en período de lactancia también tendrá sus beneficios para nuestra salud.

Como en muchos otros casos, la bebida vuelve a demostrarnos ser beneficiosa para la salud, pero siempre con absoluta moderación y en este caso, optando por la gama sin alcohol.

Seis regalos de la naturaleza ¡Para vernos… ¡bellas!

  • Sin saberlo, durante mucho tiempo las mujeres guardaron en su cosmetiquera agentes tóxicos para “embellecerse”. Después de varios estudios que revelaron por qué al aplicarnos ciertos productos envejecíamos con mayor celeridad, la conciencia llegó con la solución. 
Hoy, estos son los ingredientes naturales más usados en las líneas de belleza.
Parabenos, zinc, talcos… ¡y hasta plomo! Han sido muchas las agresiones que las mujeres le hemos propinado a nuestra piel desde el siglo pasado… y todo sin saberlo. 

Por suerte, luego de ver los contundentes daños manifiestos en aquellas que se maquillaban con exceso, aprendimos que tal vez era mejor no hacer mucho despliegue de color para evitar convertir la expresión de nuestro rostro en una máscara completamente ajada y destruida.

Sin embargo, con el tiempo nos hemos ido educando y entendiendo que el maquillaje solo luce bien en un rostro cuidado y que esto también es posible eligiendo una línea de belleza concentrada en brindar humectación y revitalización, a la vez que nos convertimos en mujeres sensuales y llenas de luz.

Esto es posible gracias al interés que volcaron algunas marcas hacia lo natural y lo orgánico, encargándose de amalgamar una política de responsabilidad social orientada al cuidado del medio ambiente, mientras suple las demandas de las nuevas mujeres. Y cada parte del proceso es importante para estas firmas: desde el cultivo y la selección de los materiales hasta la inclusión de sus extractos naturales en el laboratorio. Todo con procesos que redundan en tecnologías ‘antiseñales’, pensadas para atenuar las líneas de expresión y otros signos del paso del tiempo, al momento mismo de la aplicación del producto.

Con ello, las casas de cosméticos les garantizan a sus clientas un nuevo concepto de maquillaje que hace las veces de barrera protectora, esto es protegiendo la piel de factores nocivos como la exposición al sol, el consumo de cigarrillo y alcohol, a la vez que logra retener la humectación de la piel incluso cuando sudamos, planteando la posibilidad de convertir el uso de sombras, polvos y labiales en un tratamiento de belleza a futuro.

Por supuesto, estas tecnologías también están presentes en los productos para el cuerpo, donde las ceramidas de maracuyá son bastante usuales –aunque abundan en productos para el rostro-. Son precisamente estas las usadas en muchas cremas y aceites para crear una barrera que facilita el proceso de oclusión, encargado de evitar que la humectación dada por el producto se escape.

De la misma manera, cada componente natural ha sido investigado de tal forma que pueda ser mezclado para sacarle el mayor provecho de acuerdo con las necesidades de la edad de la mujer. Por ejemplo, a los 20 lo más importante es prevenir y cuidar; a los 30, empezar a combatir las líneas de expresión; y desde los 40, además de todo lo anterior, es muy útil optar por productos que tengan en cuenta los cambios hormonales de la época.

Y como sabemos que se está preguntando precisamente cuáles son esos ingredientes que debe buscar en la etiqueta de sus productos de belleza, hicimos una lista con los más importantes.

1.Aloe vera, el rey


Si no sabe qué hacer con el taponamiento de los poros y el exceso de grasa, preferir mascarillas y demás productos para el rostro con este componente es un gran acierto. Porque la combinación de aminoácidos

y polisacáridos que le caracterizan descompone estas acumulaciones, haciendo más fácil su salida con el paso de los días.

De esta forma, la penetración del agua y de otros nutrientes es mucho más efectiva. Así se explica por qué tantas mujeres lo consideran un producto humectante cuando en realidad es un astringente voraz, capaz de limpiar las tres capas de la piel.

Sin embargo, más importante que ésta, es su capacidad regeneradora: el aloe es dueño de un abanico de vitaminas y entre las que más se destacan en el tema que nos interesa son la A, B1 y B12. Gracias a ellas, la flexibilidad de las fibras que conforman la dermis se amplían y las de colágeno se fortalecen. Eso sin mencionar que es un gran regenerador celular.

2. Maracuyá, el fruto de la hidratación


Como lo anunciábamos antes, esta fruta resulta tremendamente productiva para la industria cosmética. Ya sea en la piel o en el cabello, sus componentes de fácil absorción entran sin bloquear los poros. En el caso de las ceramidas, constituyen esta barrera protectora que atrapa la humectación.

También es una fruta que goza de varias vitaminas. Una de ellas es la vitamina C, muy hábil en su función de fortalecer la piel y aclararla. Y es rica en antioxidantes, los cuales previenen la formación de radicales libres, y por ende, el envejecimiento prematuro. De hecho, no importa qué tipo de cutis tenga, el maracuyá logrará controlar la grasa o la resequedad, sea cual sea su caso. Es más, su presencia en tantos tratamientos antiedad está fundamentada en la capacidad que tiene para regenerar los tejidos.

3. Jojoba y su aceite mágico


Este aceite se extrae de la planta y tiene una gran reputación desde la época de los aztecas, quienes en ese entonces no tenían ni idea que estaba compuesto en un 96 por ciento de ceramidas, beneficiosas sustancias que recubren las células de la epidermis y regulan su hidratación. Está claro hasta ahí que gracias a ellas la piel recibe una hidratación profunda reestructurando su equilibrio graso.

Por ello es recomendable que personas afectadas por el acné, salpullidos y otras afecciones faciales, lo busquen en la etiqueta. Lo mismo quienes no hayan podido controlar la grasa en el cabello, especialmente si viven en climas fríos, pues mientras que regula esta sustancia e invierte procesos en melenas quebradizas, las protegerá del clima.

4. Cacao, una delicia para la piel


La grasa de este fruto es muy usada en la industria cosmética, y cómo no, pues gracias a su alto contenido en vitaminas A, C, D y E, cualquier producto que la contenga proporcionará una piel luminosa y atractiva. La razón es que además de nutrir gracias a estos componentes, el acompañamiento de los flavonoides (antioxidantes) que contiene es capaz de proteger a la piel de los rayos ultavioleta.

Algo todavía más importante: el cacao es muy efectivo reduciendo los niveles de cortisol, lo que a su vez significa reservas más grandes de colágeno, mientras que su alto contenido en minerales como el hierro promueve la renovación celular. De la misma manera, es un poderoso aliado de la circulación sanguínea en rostro y cuero cabelludo, además de combatir las inflamaciones del cutis.

5. Castaña portuguesa para pieles fuertes


Aunque estos frutos se consumen desde el paleolítico, fueron los romanos y los celtas los primeros en incluirlos en su gastronomía en diferentes preparaciones. Y realmente hasta el sol de hoy, su uso en nuestras comunidades no es muy común, pero algunas marcas cosméticas sí que han sabido aprovechar sus beneficios.

De hecho, la industria generalmente usa un aceite muy fino y amarillo claro que carece de olor, pero muy rico en cualidades lubricantes, hidratantes y emolientes. Los expertos manifiestan que sus virtudes son tan grandes, que ayudan como pocos ingredientes a fortalecer la barrera cutánea… por supuesto, esto es muy útil cuando de evitar las agresiones del medio ambiente se trata.

Sin embargo, una de las cosas que más destacan en este fruto es que su composición es casi la mitad de agua, lo cual ya da una idea de sus beneficios. También muestra buenas cantidades de vitaminas del grupo B, fósforo, calcio, hierro, zinc y magnesio.

6. Burití, “el árbol de la vida”


Para los indígenas del Amazonas, la palmera burití es el “árbol de la vida”, pues no solo les permite construir sus casas con la madera que les provee, sino tener al alcance frutos que consideran milagrosos. Naturalmente es de estos que se extrae un aceite con alto contenido de carotenoides y concentración de tocoferoles y vitamina C.

Entrando en materia, debemos decir que tiene varias propiedades clave para la piel. Por ejemplo, como algunos ingredientes de esta lista, exhibe un poder antioxidante enorme y protege nuestra piel de los rayos ultravioleta; además es un poderoso cicatrizante y calmante, y algo que añoramos todas las mujeres: ¡combate el envejecimiento prematuro!

Destacados


Para generar el menor impacto en la piel, algunas marcas cosméticas han extraído aceites esenciales de ingredientes naturales muy especiales.

Cacao, aloe vera, maracuyá, soya… la lista de ingredientes naturales usada por la industria cosmética sigue creciendo.

Sin disminuir la capacidad de cobertura en sus cosméticos, las nuevas marcas dedicadas a la belleza han encontrado alternativas para reducir el impacto en la piel.

Maquillarse y a la vez cuidar y humectar la piel, es una de las tendencias seguidas por las mujeres del nuevo milenio.

Con información de Natura

Las frutas con menos calorías y más depurativas

  • El verano y la prueba del bikini se acercan peligrosamente ¡que no te pille desprevenida! Ficha las frutas con menos calorías y más depurativas para ayudarte a adelgazar sin darte cuenta, de la forma más saludable y ¡refrescante!
Con la llegada del buen tiempo tienes a tu alcance deliciosas frutas de temporada que son las aliadas perfectas para cuidar tu siluetaayudándote a perder esos kilitos que, tal vez, hayas ganado durante el invierno.

Las frutas son una extraordinaria fuente de salud por su alto contenido en vitaminas y minerales. Ricas en agua y en fibra, contribuyen a hidratarnos y a mejorar el tránsito intestinal para que nuestro organismo elimine adecuadamente grasas y toxinas, provocando, además, sensación de saciedad (perfectas para media mañana o como tentempié saludable). Son, por tanto, ingredientes básicos de cualquier dieta hipocalórica cuyo objetivo sea perder peso.

Salvo excepciones, las frutas en general son uno de los alimentos que menos calorías proporcionan una vez ingeridas, pero hay algunas que por su mínimo aporte calórico resultan especialmente recomendables si de lo que se trata es de adelgazar.

Ahora es el momento de aprovechar la temporada de fresas. 100 gramos de esta delicia que nos trae la primavera sólo aportan unas 35 kcal, por lo que tomarlas en cualquier momento del día es siempre una excelente opción para cuidarte. Además, podrás elaborar deliciosas recetas con fresas, depurativas y bajas en calorías, perfectas para deshacerte de esos incómodos kilitos de más.
Si quieres adelgazar, ¡come sandía! La “reina” del verano, es una fruta compuesta principalmente por agua, por lo que refresca e hidrata como ninguna y, por si fuera poco, no supera las 15 - 20 Kcal/100gramos (dependiendo de la variedad). Su “amigo” el melón es otro buen aliado porque, en su caso, las Kcal que te aportan esos 100 gramos solo rondan las 35. Si tenemos en cuenta que las calorías medias que debe ingerir una persona diariamente son unas 2.000 calcula cuánta cantidad puedes tomar... ¡la que te apetezca! Con estas frutas, perder peso sin darte cuenta resulta de lo más sencillo.

Los cítricos son también excelentes aliados si quieres poner en marcha un plan para eliminar esos kilos que están de más. No solo te pueden ayudar a adelgazar, sino que, su alto contenido en vitamina C y su poder para luchar contra los radicales libres los convierten en fuente de salud y belleza. De entre los cítricos el que contiene menos calorías es el limón (complicado comerte uno entero pero perfecto como aliño de múltiples platos) y le sigue el pomelo, una fruta de sabor particular, rebosante de vitaminas, y que es un verdadero “milagro” que ayuda a depurar el organismo con las 40 kcal. que contiene en 100 gramos. Si lo prefieres, las naranjas y las mandarinas son también perfectas y suponen entre 45 - 50 kcal/100 gramos.
Entre las “tops” de las frutas más bajas en calorías y, por tanto, más efectivas a la hora de planificar un menú que te ayude a controlar el peso, no hay que olvidar otras como, por ejemplo, el melocotón, las ciruelas, las manzanas y las peras.

Por su parte, la piña, es otra importante fuente de vitaminas y minerales y una fruta especialmente poderosa a la hora de depurar el organismo. Si tienes problemas de retención de líquidos, la piña puede ayudarte. 100 gramos suponen un aporte calórico de unas 50 kcal y su delicado aroma y sabor hacen que sea apetecible tanto para tomarla sola, como para incluirla en exóticas y originales recetas.

Si te gustan las frutas tropicales, ¡apúntate a la papaya!, muy baja en calorías (unas 40Kcal/100 gr.) y de extraordinaria capacidad para saciar el apetito.

Si quieres adelgazar con salud, aumentar tu consumo diario de frutas es, sin duda, la mejor opción. Con una dieta equilibrada que las incluya y un poco de ejercicio, la operación bikini estará más que superada.

Fuente: mujerdeelite.com

viernes, 25 de abril de 2014

¿Es real la pérdida de memoria y la concentración en la menopausia?

Además de los conocidos sofocos o calores típicos de la menopausia, hay quienes experimentan dificultad para concentrarse y para recordar eventos. Ahora, un grupo de investigadores ha detectado señales de estas molestias que son diferentes a la pérdida de la memoria que se produce con la edad.

Entonces, ¿es real la pérdida de la memoria y la concentración en la menopausia?

La menopausia se produce cuando la mujer ha dejado de tener menstruaciones durante todo un año. La etapa previa, que puede durar de tres a cinco años, se denomina perimenopausia o climaterio, y es entonces cuando pueden aparecer estos síntomas, entre otras cosas, porque cambia el funcionamiento hormonal de las mujeres.

Los síntomas de la menopausia varían de una mujer a otra. Mientras que algunas tienen muchas molestias que deben de aprender a superar y a combatir, otras no sienten muchos cambios o tienen más facilidad para soportarlos o para hacer que pasen desapercibidos.

Entre ellos, los más conocidos son los desagradables calores o sofocos, pero éstos no son la única señal de este proceso. Otros síntomas que puedes tener durante la menopausia y la perimenopausia son:
periodos irregulares,
sequedad vaginal,
trastornos en el sueño (que a menudo se altera por los sofocos y que pueden causar cambios en el estado de ánimo y en las emociones),
depresión,
irritabilidad,
osteoporosis (es un adelgazamiento de los huesos que aumenta el riesgo de fracturas, en especial en las caderas y la columna), y
enfermedad cardiovascular.

Algunos especialistas, además, consideran que las lagunas mentales y la pérdida de la memoria también pueden ser síntomas propios de la menopausia.

Un grupo de investigadores de distintos centros de Estados Unidos se ha puesto a investigar más al respecto y ha encontrado que los problemas de la memoria que se registran durante la perimenopausia son diferentes a la pérdida de la memoria que se produce con la edad.

Para llegar a esos resultados, que fueron publicados en marzo en la revistaMenopause, los científicos hicieron unas pruebas relacionadas con distintos aspectos de la memoria y el pensamiento a 75 mujeres que ya estaban experimentando cambios en su ciclo menstrual relacionados con la menopausia, pero que habían menstruado al menos una vez durante el año previo al estudio.

Así, las mujeres que se quejaban de tener lagunas mentales fueron las que más problemas de la memoria demostraron en las pruebas, por ejemplo para recibir y procesar información nueva, como calcular el monto a pagar en un negocio o cambiar las tareas programadas a último momento.

Por el contrario, los investigadores encontraron muy poca evidencia que relacione a la menopausia con problemas para almacenar y recuperar información, algo que sí es común en pacientes que tienen pérdida de la memoria relacionada con la edad.

Si eres de las que está atravesando por la perimenopausia o la menopausia y sientes que tienes problemas con la memoria, aquí tienes una buena noticia: así como los sofocos van desapareciendo con el tiempo, los problemas de la memoria propios de la menopausia también son pasajeros.

Una buena manera de lidiar con este problema es evitar hacer varias cosas a la vez. Deja el multitasking para los jóvenes y concéntrate en una actividad por vez. Paralelamente, nunca está de más adoptar hábitos de vida saludables que te permitan disminuir los síntomas de la menopausia y la perimenopausia, así como procurar mantener tu cerebro activo y una memoria a prueba de olvidos.

¿Se puede predecir la llegada de la menopausia?

Tarde o temprano todo llega a su fin, hasta la menstruación y, con su retiro, los años fértiles. Es un gran cambio en la vida de la mujer para el que conviene estar preparada. ¿Puede precisarse cuándo ocurrirá? Hay varios factores que pueden influir y aquí te los explicamos.

¿Cuántos años fértiles aún tienes por delante para planificar la familia?, ¿cuándo comenzarás a notar “el cambio” que anuncia la menopausia?, o ¿cómo prepararte para afrontar precisamente esos importantes cambios?, son preguntas válidas que probablemente pasen por tu mente. Todas las mujeres quisieran saber, aunque sea de manera aproximada, ya que de una forma u otra, llegará la inevitable menopausia.

Sabes que llegará, ¿pero cuándo? En promedio, la mayoría de las mujeres la experimenta alrededor de los 51 años (en Estados Unidos), pero el reloj biológico es diferente en cada mujer y por lo tanto, puede presentarse antes, desde los 40 años o incluso postergarse hasta cerca de los 60. Hay varios factores, sin embargo, que pueden ayudar a predecir con un poco más de exactitud cuándo se presentará.

Lo que se hereda, no se hurta

La edad a la que tu mamá entró en la menopausia es un factor que puede influenciar – quizás más que ningún otro- a la hora de determinar cuándo ocurrirá la tuya, ya que la menopausia tiene un componente genético importante. ¿Y qué tal otras mujeres de la familia? Depende. Digamos que tu mamá llegó a la menopausia en una etapa temprana, a los 45 años de edad, pero a su vez tu abuela y tías maternas lo hicieron a los 50. En este caso no hay forma de saber si te inclinarás por el patrón de tu madre o el del resto de la familia. Pero si todas ellas llegaron a la menopausia a la misma edad, lo más probable es que tú les sigas los pasos bien de cerca.

Además de la genética, considera otros factores

Como te dije, la edad de tu madre al llegar a la menopausia es uno de los factores, pero no el único. Aquí te presento los demás:
Fumar: el uso del cigarrillo es el factor relacionado con el estilo de vida que más daño le causa a los ovarios. Es por eso que si ella fumó y tú no, probablemente llegarás a la menopausia más tarde que ella y a la inversa: si la fumadora eres tú y tu madre nunca probó un cigarrillo, entonces probablemente llegarás a la menopausia a una edad más temprana que ella.
¿Has recibido tratamientos de quimioterapia? Muchas mujeres atraviesan una menopausia temporal mientras reciben quimioterapia. Al terminarla es posible que los períodos mensuales regresen (no siempre sucede), y en ese caso, es posible que la menopausia llegue unos 2 años antes de lo esperado (tomando en cuenta: la fecha en que le llegó a tu mamá).
Cirugías en los ovarios, y mientras más cirugías más riesgo de dañar tejido sano, lo que adelanta la menopausia.
Grupo étnico. Las mujeres de origen caucásico (blanco) llegan a la menopausia a los 51.5 años de edad como promedio, mientras que las hispanas y las afroamericanas lo hacen un poco antes. Lo opuesto ocurre con las mujeres chinas y japonesas que llegan un poco más tarde que el promedio. Hay que recordar que estos datos son precisamente promedios y que cada mujer es diferente, aún dentro de esos grupos étnicos específicos.

Hay además, ciertas pruebas médicas que pueden determinar con mayor exactitud la edad a la que llegará la menopausia mediante la hormona anti-Mullerian (o AMH por sus siglas en inglés). Los médicos utilizan las pruebas que miden los niveles de la hormona AMH, secretada por los ovarios, para identificar el potencial de fertilidad de la mujer, pero existen estudios, incluyendo uno realizado en Irán, que indican que niveles bajos de la AMH que pueden ayudar a predecir una menopausia temprana de 15 a 18 años antes de que llegue el último período en las mujeres muy jóvenes (desde los 20 años).

Lo que no influye en la edad de la menopausia
Quizás te sorprenda saber que ni la edad a la que se tiene el primer período mensual, ni los embarazos que ha tenido la mujer influyen en la edad a la que se llega a la menopausia. Tampoco si da el pecho a los hijos o no, o si la mujer utiliza métodos anticonceptivos de tipo hormonal que interrumpen la ovulación. También quiero aclararte que no se puede retrasar la menopausia, solamente puede adelantarse mediante factores externos como los que te expliqué anteriormente.

Ella siempre te avisa

La transición a la menopausia, conocida también como la perimenopausia, comienza alrededor de los 45 o 47 años y dura por lo general de 2 a 5 años. Las señales son las siguientes:
Períodos irregulares (o más espaciados o más frecuentes que lo normal)
Calores y sofocos, generalmente durante la noche
Sequedad vaginal
Dolor en las articulaciones
Cambios en el estado de ánimo e incluso, depresión
Dificultad para dormir, que se empeora con los sofocos nocturnos

Aprovecha y prepárate para recibirla
Es importante que estés alerta a las señales, especialmente si has postergado la maternidad y todavía deseas tener hijos. No esperes a que pasen tus años fértiles que no son eternos. Si puedes calcular cuando llegará tu menopausia usando los factores que te expliqué arriba, hazlo. Es conveniente, además, que visites a tu ginecólogo o tu médico general para revisar tu estado de salud y empieces a preparar tu cuerpo para una futura maternidad (tomando ácido fólico, o una multi-vitamina que lo contenga).

Si ya empiezas a notar los síntomas de la perimenopausia, y son severos, no dejes que interrumpan tu vida. Tu médico puede ayudarte a mejorar los efectos de los sofocos y de los cambios en tu estado de ánimo que pueden interrumpir tu vida diaria e incluso tu efectividad en el empleo. Consulta con él o ella las ventajas de tratamientos como la terapia de reemplazo hormonal y si la recomienda en tu caso.

No te olvides de proteger tus huesos, que después de la menopausia se volverán más vulnerables a la osteoporosis. Lleva una dieta balanceada que incluya productos lácteos, ricos en calcio y no dejes de practicar algún tipo de ejercicio, al menos 30 minutos 3 veces a la semana.

La menopausia llegará tarde o temprano, no puedes evitarla, recuerda que la menopausia es una transición normal en la vida de las mujeres y que muchas mujeres no tienen ningún síntoma. Pero si los tienes, hay formas de controlarlos . En cuanto a la menopausia, si te preparas adecuadamente tú estarás en control de la situación para proteger tu salud y tu calidad de vida.

Lo que tienes que saber acerca de el cáncer del seno

  • Es octubre y estamos en el mes de la concientización del cáncer de mama. Desde vidaysalud.com nos sumamos a las múltiples iniciativas que se hacen en todo el mundo para combatir esta enfermedad. Por eso queremos recordarte la importancia de la detección temprana, las ventajas y desventajas de hacerte mamografías de control y cómo puedes tu misma controlarte desde casa.
Actualmente, el cáncer de mama es el más frecuente en las mujeres, tanto en los países desarrollados como en vías de desarrollo. Para combatir este cáncer, en octubre se celebra el mes de la concientización del cáncer de mama y muchas organizaciones en todo el mundo potencian sus esfuerzos para difundir la mayor cantidad de información posible para poder evitar o superar la enfermedad.

Según los Centros de Control y Prevención de Enfermedades en Estados Unidos (CDC), la mejor forma de detectar el cáncer del seno cuando se inicia, es mediante una mamografía, especialmente si tienes entre 50 y 74 años.

La mamografía o mamograma es una radiografía de los senos que sirve para detectar si existe un tumor, antes de que tenga un tamaño lo suficientemente grande para que pueda sentirse al tacto.

Como cualquier radiografía, las mamografías emiten una pequeña cantidad de radiaciones que pueden ser perjudiciales para la salud y hay algunos casos de falsos positivos, entre otras cosas. Por eso hace un tiempo ha comenzado un debate sobre la conveniencia o no de hacerse este estudio, y las opiniones siguen divididas.

Algunos opinan que las mamografías no son recomendables en mujeres menores de 30 años, aunque tengan cierta predisposición genética que aumente su riesgo de desarrollar cáncer. Para detectarlo de manera temprana, hay otras pruebas que no emiten radiaciones, como los estudios de resonancias magnéticas (MRI) y el ultrasonido. Estos estudios tienen sus indicaciones y su lugar en ciertos casos.

El consenso general es que en el caso de las mujeres mayores, el riesgo disminuye y los beneficios que puede aportar una mamografía son superiores a los riesgos, sobre todo después de los 50 años de edad. Por eso, en Estados Unidos se recomienda que las mujeres a partir de esta edad se hagan mamografías anuales para la detección temprana del cáncer del seno (y de hecho hay organizaciones como la Asociación Americana contra el Cáncer, y la Asociación Americana de Gineco-Obstetricia, entre otras, cuya recomendación es que las mujeres se hagan mamografías anuales a partir de los 40 años). Lo que pasa es que la mamografía puede detectar un cáncer mucho antes de que de síntomas o de que se pueda sentir durante un examen.

Lo importante es que no dejes de hacerte los controles ginecológicos de rutina todos los años, independientemente de tu edad, y que según sea tu caso hables con tu médico para que juntos determinen las pruebas y los cuidados particulares que debes considerar para prevenir el cáncer de mama.

Otra forma muy práctica de estar alerta es que tú misma te hagas una prueba de autocontrol para detectar alguno de los señales del cáncer de mama y puedas ir al médico si notas que algo no anda bien. Recuerda que entre los principales síntomas o signos del cáncer de seno se encuentran:
Aparición de un bulto en las mamas (senos) o debajo del brazo (axila).
Cualquier cambio en el tamaño o la forma de las mamas, o endurecimiento o hinchazón de una parte de las mamas.
Irritación o hundimientos en la piel de las mamas, así como enrojecimiento o descamación en el pezón o las mamas.
Hundimiento del pezón, dolor en esa zona o secreción que no sea leche, incluso de sangre.
Dolor en cualquier parte de las mamas.

¿Cómo puedes detectarlos tú misma? No es tan difícil, puedes hacerlo parada o acostada en la intimidad de tu hogar:
Párate frente al espejo con los brazos a los lados y observa tus senos detenidamente buscando alguna señal de alerta.
Pon tus manos sobre tus caderas y presiona tus brazos para abajo para tensionar los músculos de tu pecho. ¿Ves algún cambio?
Inclina tu espalda hacia delante y fíjate si ha habido cambios.
Nuevamente con la espalda recta, levanta los brazos sobre tu cabeza y junta las palmas de tus manos. Si no ves ningún cambio hasta ahora, puedes seguir con la segunda parte del auto examen.
Recostada en cualquier superficie plana, como tu cama, pon una almohada pequeña o una toalla doblada bajo el hombro derecho (también puedes hacerlo en la ducha, con un poco de jabón en tus dedos para que se deslicen más fácilmente).
Revisa si tu pezón derecho está soltando líquido. Presiónalo suavemente, como si quisieras sacar algo de él.
Palpa tus senos en busca de cualquier cambio extraño como una bolita dura, piel gruesa o dolor al presionar en un lugar. Empieza poniendo tu mano derecha en tu cadera, y con los tres dedos del medio de tu mano izquierda, palpa tu axila y tu clavícula del lado derecho.
Levanta el brazo derecho detrás de tu cabeza. Con la parte de abajo de los mismos tres dedos de la mano izquierda, presiona en como haciendo un círculo suavemente sobre tu seno derecho (como un masaje), de abajo hacia arriba, empezando por la derecha y terminando en la izquierda
Ahora palpa haciendo líneas desde afuera del seno hacia el pezón. Tan pronto termines la primera línea, mueve tus dedos en el sentido de las manecillas del reloj y arranca la segunda. Y así sucesivamente, hasta cubrir todo el seno.
Por último, palpa tu seno formando círculos como un reloj, arranca a las 12 en punto, luego a la 1, las 2, las 3, y así sucesivamente. Cuando completes el primer círculo alrededor de tu seno, acerca tus dedos un poco más a tu pezón y repite el ejercicio, hasta que no quede ni una sola parte sin palpar (tocar).

Repite estos ejercicios palpando tu seno izquierdo. Hazlos una vez al mes, pocos días después de haber terminado tu período menstrual.

Paralelamente, también puedes adoptar algunos hábitos saludables que pueden ayudarte a prevenir el cáncer:
Procura mantener un peso sano y haz ejercicio de manera regular.
Conoce tus antecedentes familiares de cáncer de mama. Si tu madre, hermana o hija lo tuvieron o lo tienen, consulta con tu médico sobre tu riesgo y cómo disminuirlo.
Infórmate sobre los riesgos y beneficios de la terapia de reemplazo hormonal.
Limita el consumo de alcohol.

Pueden parecer muchas cosas, todas juntas, pero no es tanto ni tan complicado. Comienza cambiando tus hábitos poco a poco y no te olvides de hacerte los controles necesarios. Combatir el cáncer de mama, también está en tus manos.

lunes, 21 de abril de 2014

Dieta detox, el régimen de las famosas

  • Las dietas detox consisten en batidos verdes, que según, ayudan a eliminar toxinas y a depurar el organismo.
México, DF.- La dieta desintoxicante, conocida como "detox", causa furor entre algunas famosas de Hollywood, quienes apenas son capaces de probar bocado para lograr una depuración del cuerpo, como la actriz Gwyneth Paltrow, pero ¿en qué consiste esta dieta?

Las dietas detox consisten en batidos verdes, que según, ayudan a eliminar toxinas y a depurar el organismo de una manera muy natural. Se pueden hacer con manzanas espinacas, limones, fresas; siempre deben de llevar algún cítrico.

Pero, ¿realmente tiene algún sentido someterse a este tipo de dietas?, expertos y miembros de la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad, señalan que “el único sentido que tienen este tipo de dietas es el comercial. Lo que hacen cuando hablan de limpieza o depuración es lanzar un mensaje muy atractivo a la gente, pero sin fundamento científico".

“El hígado y el riñón son los principales depuradores del organismo y no haces que trabajen mejor por tomar zumos. Ningún alimento tiene propiedades depurativas", explica la endocrinóloga Irene González, que advierte que para que estos órganos funcionen correctamente necesitan energía por lo que la dieta detox no tiene sentido.

“Se baja de peso porque prácticamente no comes, pero son actuaciones agresivas, poco sanas e ineficaces. Cuando dejas de hacerlo, lo recuperas”, explica y asegura que si las dietas se basan en zumos, sopas y otros productos con agua, lo que se pierde es líquido, y no grasa. “Algunos incluso producen acidez. Tres días bebiendo zumo de limón lastiman la mucosa gástrica”, concluyen.

Alessandra Ambrossio, Eva Longoria, Salma Hayek, Sarah Jessica Parker, Jennifer Connely, Katie Holmes, Megan Fox, Paris Hilton o Gwyneth Paltrow son algunas de las famosas que siguen o han seguido esta dieta de “limpieza” y belleza.

Fuente: Agencias

Manejo del dolor


  • El dolor que siente una persona con artritis puede ser producido por la inflamación, el daño articular, el esfuerzo muscular y/o la fatiga. 
Las personas con artritis pueden quedar atrapadas en un círculo de dolor, restricción o pérdida de capacidades, depresión y estrés capaz de intensificar cada una de estas afecciones y experimentar una sensación de gran frustración. Aprender a controlar el dolor de manera positiva puede evitar que el paciente caiga en dicho círculo.




Existen diversas formas de controlar el dolor. Algunas de las más comunes incluyen:


Programar el ritmo de las actividades

Utilizar dispositivos de asistencia

Realizar ejercicios

Utilizar aplicaciones de frío y calor

Tener buen humor

Proteger las articulaciones

Masajes

Tomar medicamentos:

Acetaminofeno (paracetamol)

Antidepresivos

Glucocorticoides

Relajantes musculares

Medicamentos antirreumáticos modificadores de la enfermedad (FARME, en inglés)

AINE y aspirina Inhibidores de la COX-2

Analgésicos narcóticos

Inyecciones bloqueantes del sistema nervioso

Tranquilizantes

Mantener una actitud positiva

Utilizar terapias de relajación

Descansar lo suficiente

Dormir lo suficiente

Utilizar férulas

Someterse a cirugía
Utilizar un dispositivo ENET (Estimulación Nerviosa Eléctrica Transcutánea)

Analgésicos de uso tópico

Perder peso

Una forma de intentar controlar el dolor consiste en el diseño de un plan para el control del dolor. Pídale ayuda a su médico para diseñar un plan para el control del dolor. A continuación le proporcionamos ejemplos que se pueden incluir:

Medicamentos: cuáles, cuándo, cómo y cuánto tomar

Ejercicio: qué tipos de ejercicios, cuándo y con qué frecuencia

Descanso: cuándo tomar un descanso completo, cuándo descansar las articulaciones específicas y cuándo utilizar una férula o dispositivos de asistencia

Fibromialgia

  • La fibromialgia es un trastorno que se asocia con dolor crónico generalizado, fatiga, problemas de la memoria y cambios de estados de ánimo.
 Se cree que afecta aproximadamente a un 4 % de la población de los Estados Unidos, y se presenta con mayor frecuencia en mujeres que en hombres. La edad promedio en la que se empiezan a manifestar los síntomas es entre los 30 y 50 años de edad. La fibromialgia no es una enfermedad, sino una constelación de síntomas que pueden controlarse. 

Afortunadamente, la fibromialgia no representa un riesgo para la vida del paciente y no ocasiona daño muscular, ni articular. Puede presentarse por sí sola o también puede aparecer en personas con diversas formas de artritis o enfermedades afines tales como la osteoartritis, la artritis reumatoide o el lupus.

Con el transcurso del tiempo y a pesar de que los síntomas pueden variar en intensidad, el cuadro general empeora en raras ocasiones. En un pequeño estudio de investigación, en el que se hizo un seguimiento de cómo se sintieron los pacientes con fibromialgia por un periodo de 10 años después del diagnóstico, los investigadores obtuvieron como resultado que, aunque los síntomas permanecen, muchas personas se sienten mejor con el tratamiento y con el pasar del tiempo.

Se desconoce la causa de la fibromialgia, pero se cree que se debe a una función anormal del sistema nervioso central, originando una “amplificación” de las señales normales de dolor. Esta amplificación actúa a modo de volumen, cuyo control estuviese fijo en un punto muy alto en los nervios del cuerpo de una persona. De esta forma, los estímulos que no causarían dolor en la mayoría de las personas, provocan dolor en las que tienen fibromialgia.

La fibromialgia no puede diagnosticarse a través de pruebas de laboratorio. Los resultados de las radiografías y los análisis de sangre son normales. Por lo tanto, el diagnóstico se basa en un minucioso examen físico y en los antecedentes clínicos del paciente.

Aunque la fibromialgia es más común en adultos, los niños (especialmente las niñas adolescentes) podrían diagnosticarse con fibromialgia. En niños con esta afección, los síntomas podrían desaparecer con el cambio de ciertos comportamientos, como cuando se mejora el sueño.

SÍNTOMAS

Dolor 

El dolor músculoesquelético generalizado constituye el síntoma más destacado de la fibromialgia. Por lo general, se presenta en varios lugares alrededor del cuerpo, aunque podría iniciar en una región, tal como en el cuello y en los hombros y después aparecer en otras áreas al cabo de un cierto tiempo.

El dolor producido por la fibromialgia ha sido descrito en una gran variedad de formas, tales como ardor, rigidez o un dolor fuerte y permanente. A menudo, el dolor varía según la hora del día, el nivel de actividad, el clima, los patrones de sueño y la tensión. Muchas personas con fibromialgia afirman que siempre sienten algo de dolor, aunque el dolor va y viene. Para algunos, el dolor puede ser bastante intenso.

De igual forma, las áreas o puntos sensibles asociados a la fibromialgia son similares, en ubicación, a los presentes en otros tipos de dolores musculares y óseos, tales como en el codo de tenista (epicondilitis lateral).

Aunque los puntos sensibles que se ilustran son los más comunes, muchas otras áreas musculares y de los tejidos blandos pueden también generar dolor y numerosas personas, a menudo, no están conscientes de la presencia de muchos de los mismos hasta que el doctor realiza una evaluación de los puntos sensibles.

Fatiga y alteraciones del sueño
La mayoría de las personas con fibromialgia presentan fatiga, menor resistencia a actividades que impliquen esfuerzo y la clase de cansancio que se siente cuando se tiene gripe o cuando no se puede dormir. A veces, el cansancio es un problema mucho más grave que el mismo dolor.

Además son comunes las alteraciones del sueño en quienes tienen fibromialgia, mismas que varían de una persona a otra. Algunos pacientes tienen problemas para quedarse dormidos, mientras otros tienen un sueño muy ligero y se despiertan frecuentemente durante la noche. El cansancio puede variar desde una simple desgana y menor resistencia al esfuerzo en ciertas actividades hasta la extenuación y también puede variar de un día para otro.

Las investigaciones han demostrado que la interrupción de una de las fases del sueño, denominada “sueño profundo” altera ciertas funciones cruciales del cuerpo humano, como la producción de las hormonas necesarias para restaurar el tejido muscular, y los niveles de sustancias que controlan la manera en la que una persona percibe el dolor. Está claro que los problemas del sueño pueden empeorar los síntomas de la fibromialgia y el mejoramiento de éste es una parte integral para controlarla.

La fatiga y demás síntomas que presentan los individuos con fibromialgia podría parecerse a otro padecimiento llamado Síndrome de Fatiga Crónica (SFC), y debido a esto, muchas personas con fibromialgia también cumplen con el criterio para esta condición. Otros síntomas que coinciden son los de las personas con trastornos somáticos o sensibilidad química múltiple.

Estado de ánimo y concentración 

Los cambios de estado de ánimo son un síntoma común de la fibromialgia. Con frecuencia, las personas con fibromialgia se sienten tristes o decaídas y algunas también presentan depresión, al igual que ansiedad. Algunos investigadores piensan que hay una conexión entre ciertas clases de depresión y la ansiedad crónica. Sin embargo, cualquier persona con una enfermedad crónica, no únicamente fibromialgia, puede sentirse deprimida en ocasiones, al luchar contra el dolor y el cansancio.

Los individuos con fibromialgia pueden presentar dificultades al concentrarse o al realizar tareas mentales sencillas. Estos problemas aparecen y desaparecen y a menudo son más marcados en momentos de agotamiento o ansiedad extremos. Se han notado problemas similares en personas con cambios en su estado de ánimo, disturbios del sueño u otras condiciones crónicas.

Otros problemas

Los dolores de cabeza, especialmente aquellos causados por la tensión y las migrañas, son comunes en quienes tienen fibromialgia. De igual forma, la fibromialgia se asocia con dolor en los músculos de la mandíbula y de la cara (padecimiento de la articulación denominado temporomaxilar o síndrome TMJ, por sus siglas en inglés) o dolor miofascial (músculo esquelético) en una sola parte del cuerpo. En estos casos, la fibromialgia puede considerse como regional, localizada o incompleta.

El dolor de estómago, la hinchazón o distensión abdominal y el estreñimiento alternado con diarrea (llamado síndrome de colon irritable), también son síntomas muy comunes. La irritabilidad y los espasmos de la vejiga podrían provocar que el afectado orine más frecuentemente o que sienta la urgencia de orinar. El paciente también puede experimentar dolor pélvico agudo. Algunos de los problemas que pueden relacionarse con la fibromialgia incluyen mareos, piernas inquietas, endometriosis, cosquilleo y adormecimiento de las manos y de los pies.

¿CÓMO SE DIAGNOSTICA LA FIBROMIALGIA? 

Para diagnosticar la fibromialgia, su doctor le hará varias preguntas sobre su historial médico y le practicará un examen físico. El examen físico puede descartar otras enfermedades que puedan causar dolor y fatiga crónicos.

Debido a que los síntomas de la fibromialgia son muy generales, y a menudo pueden sugerir la presencia de otras afecciones, muchas personas se someten a evaluaciones complicadas y muchas veces repetitivas, antes de que se les diagnostique con fibromialgia. Por esta razón, es muy importante consultar a un médico, tal como un reumatólogo, quen sepa diagnosticar y tratar esta condición. Si a usted no se le diagnostica con fibromialgia, el examen será normal, excepto por el hallazgo de sensibilidad difusa (sensibilidad que aparece en varias áreas del cuerpo sin una razón aparente).

Además de sensibilidad, las personas con fibromialgia también indican tener los siguientes síntomas: dificultades para dormir, agotamiento, dolores de cabeza (cefaleas) agudos, problemas digestivos y estomacales, adormecimiento e hinchazón de las articulaciones, ansiedad o depresión y cambios del dolor que se relacionan con el clima, el estrés y la actividad física.

Usualmente, una persona es diagnosticada con fibromialgia si tiene un historial clínico de dolor que se irradia en tres partes diferentes del cuerpo y que ha durado, por lo menos, tres meses. El tener estos síntomas, además de fatiga, insomnio, cefaleas, ansiedad o síntomas asociados con otros síndromes, tales como los del colon irritable o el de las piernas inquietas, puede orientar hacia el diagnóstico correcto.

No existen pruebas de laboratorio o rayos X que ayuden al doctor a diagnosticar la fibromialgia. No obstante, los exámenes de laboratorio pueden colaborar en el diagnóstico de otros problemas médicos que presentan síntomas similares a este síndrome. Por ejemplo, una glándula tiroidea subactiva (hipotiroidismo) causa muchos síntomas parecidos a los de la fibromialgia. El médico puede solicitar un análisis de sangre simple para determinar si un paciente padece de un problema tiroideo.

¿CUÁL ES LA CAUSA DE LA FIBROMIALGIA? 

Nadie sabe con seguridad la causa de la fibromialgia. Los investigadores especulan que hay muchos factores diversos que, por sí solos o en combinación con otros, pueden provocar fibromialgia. Por ejemplo, una enfermedad infecciosa, un trauma físico o emocional, o cambios hormonales, pueden desencadenar el desarrollo de dolor generalizado, cansancio y trastornos del sueño que caracterizan a esta afección.

Las investigaciones sugieren que las personas con fibromialgia tienen niveles anormales de químicos diversos en la sangre o en el fluido cerebroespinal, mismos que contribuyen a la transmisión y amplificación de las señales de dolor desde y hacia el cerebro. De igual manera, también hay evidencia de que en personas con este síndrome, el sistema nervioso central se encuentra incapacitado para inhibir el dolor. Además de los informes clínicos de los pacientes, los estudios de imagen cerebral han confirmado que cuando los pacientes con fibromialgia reciben cantidades pequeñas de presión o de calor, experimentan mucho más dolor, como si el “control del volumen” estuviera puesto muy alto en el procesamiento del dolor. Se ignora si estas anormalidades son la causa o el resultado de la fibromialgia.

¿CÓMO SE TRATA LA FIBROMIALGIA? 

Su médico puede personalizar su plan de tratamiento para que se adapte a sus necesidades específicas. Algunas personas con fibromialgia manifiestan síntomas leves y precisan muy poco tratamiento una vez que comprenden qué es la fibromialgia y cómo evitar los factores que la empeoran. Efectuar pequeños cambios en el estilo de vida, como reducir el estrés o mejorar el sueño, pueden ayudar en gran medida. Otras personas, sin embargo, requieren un programa de cuidados completo que incluye medicamentos, ejercicio e instrucción de técnicas para sobrellevar el dolor.

Entre las opciones para el tratamiento de la fibromialgia están:
• medicamentos para disminuir el dolor y mejorar el sueño
• programas de ejercicio y actividades que mejoren la salud en general
• técnicas de relajación para aliviar la tensión muscular y la ansiedad
• programas educativos que ayuden a entender y controlar los síntomas de la fibromialgia y a remover factores del estilo de vida que podrían causar los disturbios del sueño.

Medicamentos 

Existen varias clases de medicamentos que pueden emplearse para tratar el dolor y otros síntomas de la fibromialgia. Tres han sido aprobados por la Administración de Fármacos y Alimentos de los Estados Unidos específicamente para tratar del dolor asociado a esta condición. Dos de ellos: duloxetine (Cymbalta) y milnacipran (Savella) son inhibidores de la reabsorción de norepinefrina y serotonina, los cuales aumentan los niveles químicos de los neurotransmisores involucrados en la transmisión del dolor. El tercero, pregabalina (Lyrica), reduce las concentraciones de otros neurotransmisores que incrementan la transmisión del dolor, como el glutamato y la sustacia P.

Otros fármacos útiles en el tratamiento de la fibromialgia, cuyo uso no es está aprobado estrictamente para ella, son: 

• Los medicamentos tricíclicos: tales como la amitriptilina (Elavil, Endep), que podrían aliviar el dolor y mejorar el sueño.
• La ciclobenzaprina (Flexeril, Cyclofex, Flexiban) que funciona de manera parecida a la amitriptilina, y es igualmente efectiva.
• Los inhibidores selectivos de la reabsorción de la serotonina, conocidos como SSRI, por sus siglas en inglés, tales como la fluoxetina (Prozac), la paroxetina (Paxil) y la sertralina (Zoloft), mismas que podrían aliviar el dolor y mejorar el estado de ánimo.

Estas sustancias a menudo se clasifican como “antidepresivos”, ya que los niveles bajos de estos mismos neurotransmisores pueden causar depresión. Sin embargo, sirven para tratar la fibromialgia en pacientes con o sin depresión; por lo tanto no piense que su doctor cree que usted está deprimido únicamente porque le receta uno de estos fármacos.

Otras medicinas que también han demostrado eficacia en el tratamiento de la fibromialgia son gabapentina (Neurontin), venlafaxina (Effexor), tizanidina (Zanaflex) y tramadol (Ultram).

Las dosis moderadas de fármacos antiinflamatorios no esteroides (AINEs), como el naproxeno o el ibuprofeno podrían ayudar a aliviar un poco el dolor. La mayoría de los médicos no suelen recetar calmantes tipo narcótico ni tranquilizantes, excepto en los casos más severos de fibromialgia, debido a que estos compuestos no son tan efectivos para controlar el dolor producido por la fibromialgia como lo son para tratar otros tipos de dolor. Además que su uso a largo plazo puede causar un impacto negativo en los órganos, en el sistema nervioso y en el sistema digestivo.

Hábitos del sueño 

El tener buenos hábitos para dormir es importante para mejorar la calidad del sueño. Esto significa hacer cosas que le ayuden a quedarse dormido. El establecer un horario para acostarse y para levantarse y adherirse estrictamente a él, es importante. Su cuerpo podría tardarse hasta seis meses en acostumbrarse a este cambio, pero le ayudará a conciliar el sueño.

Su habitación debe mantenerse fresca, obscura y en silencio. Reserve su habitación para la intimidad y para dormir únicamente. No instale una oficina en su dormitorio. Realice las actividades que le produzcan tensión en otro cuarto y haga que su alcoba sea un lugar de descanso, de relajamiento y de recuperación. No beba café, té o sodas que contengan cafeína en la noche o inclusive en la tarde, si es muy sensible a la cafeína. Evite consumir chocolate en la noche, ya que tiene pequeñas cantidades de cafeína. No haga ejercicios muy próximos a la hora de acostarse.

Ejercicio y fisioterapia 

Hacer ejercicio es un aspecto extremadamente importante en el control y manejo de la fibromialgia.

Los estudios muestran que ciertos programas de ejercicios aeróbicos ayudan a las personas con fibromialgia a lograr una sensación de bienestar, mayor resistencia y a disminuir del dolor. Los ejercicios actúan a modo de “fármaco”, elevando los niveles de las sustancias químicas naturales del cuerpo que pueden reducir el dolor y la fatiga.

Quizás sea renuente a realizar ejercicios si se siente cansado y adolorido, pero hay varias clases de ejercicios a escoger. Los ejercicios de estiramiento y relajación, tales como el yoga, podrían ser útiles en pacientes con fibromialgia. Los ejercicios de fortalecimiento también pueden ser ejecutados por personas con fibromialgia, pero generalmente, su práctica se recomienda una vez que se haya completado exitosamente un programa de ejercicios aeróbicos.

Los ejercicios aeróbicos de bajo o cero impacto, como caminar, montar en bicicleta, yoga, Pilates, ejercicios aeróbicos acuáticos o natación, suelen ser las mejores formas de empezar una terapia de ejercicio. Sin embargo, es importante avanzar en la medida que usted pueda tolerar el ejercicio sin que haya un incremento sustancial del grado de dolor. Muchas personas que tienen fibromialgia descubren que es de mucha utilidad consultar a un fisioterapeuta con experiencia para obtener los mejores resultados.

Comience despacio. Puede iniciar con cinco minutos, tres veces al día, para alcanzar un total de 15 minutos de ejercicio diariamente. Con el tiempo, trate de aumentar la resistencia de su programa de ejercicio para lograr un total de 20 a 30 minutos de ejercicios cada día. Incremente el tiempo lentamente, añadiendo sólo un minuto por semana. Haga ejercicios saltándose un día y de ser posible, aumente su actividad de forma gradual hasta conseguir una mejor condición física.

Estire suavemente los músculos y mueva las articulaciones a lo largo de su amplitud de movimiento todos los días, y antes y después del ejercicio. Los fisioterapeutas pueden ayudarle a desarrollar un programa de ejercicios personalizado para mejorar su postura, flexibilidad y estado físico. Prolongar su resistencia es importante y podría tardarse seis meses o más. Siga su rutina y sea realista sobre sus metas.

Técnicas para sobrellevar el dolor
Muchas personas pueden beneficiarse del aprendizaje de técnicas para sobrellevar y controlar el dolor. Estas técnicas incluyen el aprender a relajar los músculos, la meditación y la bioretroalimentación. Además, algunas estrategias le pueden servir para sentirse menos abrumado por el dolor y la tensión asociados a la fibromialgia. A menudo, la simple técnica de la distracción puede ser una herramienta muy útil para controlar el dolor. El involucrarse en actividades como el compartir momentos con la familia o amigos le ayudarán a no concentrarse en el dolor. Es muy importante que se mantenga tan físicamente activo como le sea posible pero evitando abusar del ejercicio.

Las técnicas para el control del estrés, como los ejercicios de respiración y aprender a sobrellevar la fatiga al alternar períodos de actividad con períodos de descanso, pueden también ayudar a controlar los sentimientos de ira, tristeza y pánico que acosan a las personas con fibromialgia. Es importante que identifique y reduzca las fuentes que le producen estrés en la vida cotidiana.

La práctica de buenos hábitos del sueño, tales como reducir la cantidad de cafeína en su dieta, el uso de audios de relajación antes de dormir y mantener un horario regular para acostarse y para levantarse, van a mejorar enormemente el tiempo de descanso, lo que a su vez, le ayudará a disminuir el dolor y el cansancio durante el día.

Para aprender técnicas para el control del dolor y la tensión, a menudo se requiere de la ayuda de profesionales de la salud. Los estudios de investigación que se han publicado hasta la fecha sobre técnicas de manejo del dolor causado por la fibromialgia, sugieren que esas estrategias podrían funcionan mejor si son diseñadas específicamente para satisfacer las necesidades particulares de cada individuo. Un terapeuta o un psicólogo especializado en terapia del comportamiento cognitivo pueden desarrollar un plan de auto-control que satisfaga sus necesidades.

CONTROLANDO LA FIBROMIALGIA 

A menudo, las personas con fibromialgia se han sometido a muchas pruebas y han consultado a múltiples especialistas en busca de respuestas. Con frecuencia se les dice que puesto que su apariencia es buena y los resultados de los análisis son normales, no sufren de ningún trastorno verdadero. Es posible que amigos y familiares, además de los médicos, duden de la veracidad de sus síntomas, lo cual puede aumentar su sentimiento de aislamiento, culpabilidad e ira.

Tanto usted como su familia deben comprender que la fibromialgia provoca dolor y agotamiento crónicos. Debe asumir un papel activo en el control de este trastorno, haciendo ejercicio con regularidad, educándose sobre su afección y aprendiendo a implementar técnicas de relajación y estrategias para controlar el estrés.

En un estudio de investigación sobre cómo se sintieron las personas una década después del diagnóstico, la mayoría se sintió mejor después de modificar su estilo de vida y de recibir tratamiento. Mientras que 9 de 10 personas con fibromialgia trabajan a tiempo completo, el 30% ha tenido que cambiar empleos y un 30% ha cambiado las responsabilidades de su trabajo. Algunos individuos con fibromialgia tienen síntomas tan graves que no pueden desenvolverse bien laboral o socialmente. Estas personas podrían requerir mayor atención como la ofrecida en un programa de un centro multidisciplinario para el control del dolor, que emplea terapeutas ocupacionales, fisioterapeutas, trabajadores sociales, enfermeros, profesionales de la salud mental, consejeros de rehabilitación y especialistas del sueño. Su médico de cabecera o reumatólogo pueden darle información sobre centros de manejo del dolor o programas similares.

domingo, 20 de abril de 2014

¿Cómo curar el vitiligo de manera natural?

  • Un 1% de la población se ve afectada por esta lesión de la piel. Se considera que sus cau- sas se derivan de una vida poco tranquila y saludable y, además, por el abuso al tomar el sol. 
Esto provoca una despigmenta- ción que afecta a cualquier zona de nuestro cuerpo, provocando manchas:

El dermatólogo/a es la persona a la que debemos acudir en pri- mera instancia: es quien indi- cará qué tipo de problema es el que se tiene y cómo combatirlo. Un tratamiento médico, puede ayudarte sino tienes paciencia para tratar este problema de forma natural. 

En primer lugar es aconsejable una vida sana. Comienza a construir tu realidad a través del pensamiento positivo. Te ayudará mucho ver la belleza de todo cuánto te rodea y de lo que tú eres, te facilitará a relajarte, sentirte mejor: tu es- tado nervioso y vital en general, mejorarán.

Evita la exposición al sol en épocas de temperatura elevada.

sábado, 19 de abril de 2014

Superar las alergias de forma natural

Ciertos cambios en la alimentación pueden ser muy eficaces para afrontar las alergias. Te decimos cómo.
Conviene moderar, ante todo, la ingesta de proteínas –la mayoría de la gente consume casi el doble de las que necesita diariamente– porque el exceso contribuye a la irritación del sistema inmunitario.

Nutrientes importantes para prevenir molestias
La deficiencia de ciertos nutrientes puede favorecer un desequilibrio inmunitario.

Vitamina C. Ayuda a eliminar histamina, contrarresta los efectos irritantes de los radicales libres sobre los tejidos y refuerza el efecto beneficioso de la quercetina. Se recomienda tomar 1 g diario (se encuentra en kiwis, cítricos y frutas y hortalizas crudas en general).

Magnesio. Relaja los bronquios y reduce la inflamación en las mucosas. Las inyecciones intravenosas son un remedio científicamente demostrado para cortar los ataques de asma. Se halla sobre todo en semillas, frutos secos, cereales integrales, legumbres y verduras. Si se desea obtener mediante un suplemento, mejor elegir una fórmula multimineral con citrato de magnesio. La dosis diaria recomendada es de 300 mg.

Vitamina B. Es recomendable asegurarse de que se obtienen suficientes vitaminas de este grupo, especialmente ácido fólico (en las verduras de hoja verde) y vitamina B6 (coles, cereales integrales, legumbres, semillas y frutos secos).

Suplemento de quercetina. La quercetina es un bioflanovonoide, un antihistamínico natural muy eficaz para controlar las alergias y minimizar los procesos inflamatorios. Suele obtenerse a partir del ajo o las cebollas y puede tomarse en forma de suplemento de manera preventiva. La dosis recomendada es de 400 a 500 mg cada día desde unas semanas antes de que comience la temporada de polen.

jueves, 17 de abril de 2014

Alimentos antidepresivos: olvídate de la depresión de forma natural

  • La depresión es una enfermedad mental o psicológica que se caracteriza por un estado de extrema tristeza y debilidad. Junto con la depresión, pueden presentarse síntomas de estrés, ansiedad, desinterés o algúntrastorno.
No existe una causa única de la depresión. Ésta puede aparecer en personas de todas las edades por distintas causas como desequilibrios de ciertos neurotransmisores del sistema nervioso central, factores desencadenantes sociales y ambientales, así como por otros trastornos o traumas. Las personas más susceptibles a esta enfermedad son aquellas con unapersonalidad depresiva y se caracterizan por ser personas introvertidas, dependientes y perfeccionistas, rara vez se conforman con sus asuntos cosas.

Tratamiento


El tratamiento debe ser establecido por un profesional. Un psicólogo podría ser de ayuda en casos menores y un psiquiatra en los casos de mayor depresión. El psiquiatra es el único que podrá recetar medicamentos como antidepresivos para tratar la enfermedad, ya que es un médico especialista. Además de la psicoterapia y los fármacos establecidos por el médico, existen otros tratamientos alternos que pueden ayudar a resolver el problema de la depresión. Uno de ellos es el consumo de ciertos alimentos que contienen sustancias y nutrimentos que ayudan a mejorar el desequilibro en los neurotransmisores del sistema nervioso central y a aportar otros nutrimentos importantes para el cerebro que pueden mejorar los síntomas de la depresión.

La nutrióloga Nathaly Marcus de Bienesta nos menciona cuáles son los alimentos que debes consumir para olvidarte de la depresión y llevar una vida más sana y feliz:

1. Alimentos ricos en triptófano que genera serotonina (neurotransmisor relacionado con los estados de ánimo):

*Papa
*Nuez de la India
*Almendras
*Frijol
*Semillas de girasol

2. Alimentos ricos en omega-3: Salmón, sardinas y linaza.

3. Espinaca: fuente de ácido fólico el cual tiene un rol importante en la creación de la dopamina, la serotonina y la norepinefrina (sustancias químicas del cerebro que cuando hay deficiencia puede generar irritabilidad e insomnio).

4. Jamón de pavo: El cual no sólo es una buena fuente de triptófano sino que contiene vitaminas B fundamentales para el cerebro.

5. Jitomate: contiene un potente nutriente conocido como licopeno que detiene la acumulación de compuestos pro-inflamatorios ligados a la depresión.

6. Cacao y chocolate amargo: Es un relajante natural ya que al consumirse el cerebro libera endorfinas. Son ricos en polifenoles los cuales aumentan los niveles de serotonina.

No olvides que estos alimentos son sólo una alternativa que puede utilizarse junto con el tratamiento que el médico administre de acuerdo a cada paciente. No es conveniente dejar el tratamiento médico e intentar utilizar métodos propios para tratar la enfermedad.

¡Sonríe todos los días!

Oil Pulling: Un método natural para eliminar toxinas

Oil Pulling, un método que es capaz de curar y ayudar en una amplia variedad de enfermedades.

Sí, una terapia que viene de hace miles de años como parte de la medicina Ayurveda, un sistema natural de medicina tradicionalen India (ayus = vida, veda = ciencia o "la ciencia de vida"). La medicina de Ayurvedic es un sistema que se mantiene presente y con gran auge dentro de la medicina en Asia del Sur y cada día genera más presencia en cada rincón del mundo, incluyendo México. También conocido como Oil Gargling, concepto con el que también se comienza a estar familiarizado, es considerando un método que es capaz de curar y ayudar en un amplia variedad de enfermedades.

Esta terapia de extracción con aceite es eficaz para depurar la sangre, combatir precisamente enfermedades de la sangre, trastornos hepáticos y pulmonares, molestias en los dientes y encías, dolores de cabeza, enfermedades cutáneas, ulceras gástricas, problemas intestinales, achaques renales y del corazón, encefalitis, trastornos nerviosos, pérdida de memoria, entre otros.

¿En qué consiste?


La técnica del Oil Pulling es muy sencilla y el uso de los músculos de tu boca son la clave para liberarte de toxinas. La terapia cuenta con un método que debes llevar cuidadosamente a cabo:

1. Al despertar por la mañana y antes de tomar cualquier alimento, vierte una cucharada de aceite vegetal en tu boca, orgánico, de ajonjolí (usado en la India), o coco (dándole preferencia al sabor).

2. Pasa el aceite por toda tu boca SIN TRAGARLO, haciendo buches. Pásalo entre los dientes, sobre las encías y alrededor de toda tu boca. Continúa con el movimiento natural de tu boca y procura no tragar nada.

3. Al pasar 5 minutos (aumenta un poco más cada día hasta cumplir 20 min) con aceite en la boca, escúpelo y enjuaga tu boca con un poco de agua tibia con sal. La sal ayuda porque es un antimicrobiano y calmará cualquier inflamación. El proceso funciona mejor en la mañana, pero hacerlo con el estómago vacío (4 horas después de consumir alimentos) también funciona.

Es una técnica que demuestra su funcionamiento de igual forma que el jabón, el aceite es una grasa que atrae a los gérmenes, el aceite lo que hace es atrapar las bacterias y toxinas acumuladas y producidas en la boca y las encías, al escupir el aceite uno se deshace de todas esas toxinas. Hay que tomar en cuenta que las encías son entradas directas al torrente sanguíneo y estas son bloqueadas la mayoría de las veces por todos los alimentos que consumimos a diario. De esta manera la limpieza oral gracias a este método, resulta ser una manera de eliminar incluso toxinas de otras partes del cuerpo. El aumento de bacterias y su acumulación son causa de enfermedades y padecimientos que se reflejan en nuestro organismo y es así que el aceite actúa como un desintoxicador, liberando al cuerpo de bacterias.

Fuente: esmas.com

Salir de casa para recibir la luz natural resulta beneficioso

  • Ahora que hay mucho tiempo para disfrutar, quizás debería considerar que quedarse en su casa no es una buena opción, ya que expertos aseguraron que recibir los rayos del sol es vital para la memoria y la salud en general.
Un estudio publicado en el Journal of the American Geriatrics Society demostró que un bajo nivel de vitamina D, que se produce en el cuerpo cuando la piel se expone a la luz solar, podría hacer que las personas sean más susceptibles a padecer enfermedades como el cáncer o problemas cardíacos.

Esta vitamina, además se puede encontrar en alimentos como el pescado y huevos, por lo que los expertos recomiendan incluirlos en la dieta diaria.

La vitamina D actúa como un barómetro general de la salud corporal, ya que un bajo nivel de esta no solo influye en el padecimiento de estas enfermedades, sino que está vinculado con la pérdida de memora o un menor funcionamiento cognitivo general.

Los científicos exhortan a que las personas aprovechen los rayos del sol,aunque en ciertos horarios como los de la mañana. Otro factor importante es tener una dieta equilibrada como la de los mariscos para que no exista un declive cognitivo.

Fuente: prensalibre.com

miércoles, 16 de abril de 2014

16 alimentos que te salvarán la vida

  • Obesidad, diabetes, sistema inmunológico bajo, hipertensión o problemas cardiacos son algunos factores que ponen en riesgo tu vida. ¿Quieres saber cómo combatir estos padecimientos de forma natural? ¡Te lo decimos!
México es el primer lugar en obesidad infantil, el segundo en sobrepeso y obesidad en adultos, la diabetes es la primera causa de muerte al año en nuestro país con cerca de 10 millones de fallecimientos por esta enfermedad. Las enfermedades crónico degenerativas han desplazado a las infecciosas. La esperanza de vida de los mexicanos es mayor, pero eso da pie a que se desarrollen padecimientos crónicos como diabetes mellitus, enfermedades del corazón, padecimientos cerebrovasculares, pulmonares y respiratorios, del hígado, etc.

Por fortuna existe lo que se conoce como medicina preventiva que incluye una serie de hábitos saludables, alimentación balanceada, actividad física constante y, si quieres una ayudita extra, puedes optar con los siguientes alimentos maravilla que, de verdad, podrían salvarte la vida. Toma nota:

1. Aguacate
Contiene grasas monoinsaturadas benéficas para el corazón, los investigadores de la Ohio State University, en Estados Unidos, descubrieron que sus fotoquímicos combaten el cáncer oral.

2. Tofu
De acuerdo con estudios japoneses sus hormonas herbales protegen al hombre del cáncer de próstata.

3 Queso Ricotta
El ricotta está hecho de suero de leche y contiene cisteína, esta produce antioxidantes que previenen el cáncer

4 Limón
Su cáscara contiene d-limoneno, una defensa poderosa contra tumores cutáneos. La Universidad de Arizona, en Estados Unidos, dice que una cucharada semanal de este compuesto reduce el riesgo de padecer cáncer de piel hasta en un 30%.

5. Parmesano
Ralla quesos fuertes como el parmesano sobre tu ensalada para agregar proteína. La clave es llevar la proteína a todas tus comidas, así te sentirás satisfecho más rápido y quemarás más calorías durante el día.

6. Tortilla de maíz azul
Tiene menor índice glucémico que las tortillas blancas. Además contienen más proteína y menos almidón que las otras.

7. Soya baja en sodio
El sushi es excelente fuente (baja en grasas) de proteína, pero la salsa de soya tiene cargas letales de sal. Prefiere la soya baja en sodio para eliminar hasta 790mg (por cucharada)

8. Chiles

Te harán perder peso. La capsaicina es un químico que genera calor y fomenta que tu hígado elimine la inslulina del torrente sanguíneo -esa hormona culpable del almacenamiento de grasa.

9. Pitas de trigo

Suma más vegetales a tu menú con pitas de trigo en sustitución del pan. Estas son ideales para rellenar con ingredientes nutritivos y, de acuerdo con un estudio de la Universidad de Harvard, en Estados Unidos, por cada porción de vegetales que añades a tu dieta cotidiana, reduces el riesgo de enfermedades cardíacas en un 4%.

10. Frijoles

Son fuente de proteínas y fibra rápida de preparar, aunque los enlatados tienen mucha sal. Si los lavas durante tres minutos, los despojas de hasta un 30% de sodio.

11. Chocolate oscuro
Provee un sabor delicioso y posee flavonoides y polifenoles que mantendrán a raya tus niveles de colesterol y disminuyen los problemas cardíacos.

12. Orégano

Una cucharada de esta especia contiene más antioxidantes que una manzana, de acuerdo con algunas investigaciones del US Department of Agriculture, en Estados Unidos. El orégano mexicano es el que tiene más, pero las versiones griega e italiana se le aproximan bastante.

13. Champiñones

Los champiñones blancos combaten los virus al potenciar tu sistema inmunológico, de acuerdo con la Tufts University de Boston, en Estados Unidos. Sus poderosos antioxidantes también funcionan contra el cáncer, y puedes ganar la batalla por la próstata si sustituyes 100g de arroz o pasta con champiñones, así evitarás hasta 200kcal por porción.

14. Menta fresca

La próxima vez que prepares un sándwich para llevar al trabajo añade algunas hojas de menta a la mezcla. Además aumenta tu ingesta de vitamina A de manera significativa.

15. Espinaca

Cuando recalientes la salsa para tu pasta, coloca un par de puños de espinaca o alguna otra hoja verde antes de servir. El calor marchitará las hojas pero mantendrán sus nutrientes

16. Perejil

Se lleva bien con los alimentos de sabor fuerte y, si usas 30g (un puñado), obtienes hasta un 70% de la vitamina C, 50% de la vitamina A y 10% del hierro que debes ingerir diariamente. Además refrescará tu aliento.


Fuente: esmas.com

Mejore su respiración con medicina natural

  • En esta época del año se disparan las consultas médicas por resfríos y por trastornos, principalmente en las vías respiratorias.
Este problema se genera por cambios drásticos de temperatura, mañanas muy calurosas y tardes muy frías.

“El asma se genera por cambios de temperaturas, alergias, laringitis, faringitis y otras razones, que afectan a una gran parte de la población”, dijo Juan Carlos Carpio, naturista.

Para tratar los síntomas y mejorar la salud en general usted puede recurrir a la medicina natural.

Además de ser más barata, no contiene productos químicos que muchas veces tienen efectos secundarios en el organismo.

Una de las recomendaciones es el gordolobo, utilizado en el tratamiento de las inflamaciones respiratorias.

Asimismo, una infusión de hojas de eucalipto podría ser beneficiosa en el tratamiento de gripes, resfriados, bronquitis, asma, tos, entre otras.